martes, 17 de mayo de 2016

Ensalada de quinoa y maíz



Que gran desconocida es todavía la quinua o quinoa en nuestras cocinas, al menos en la mía lo era y llegó para quedarse. Con ella podemos preparar infinidad de platos entre otros ensaladas, como esta que os traigo hoy, además tiene una textura un poquito crujiente y un sabor que nos encanta. Y que decir del rico aroma que desprende al tostarla, solo por eso ya sabía que me iba a gustar.

La quinua procede de los Andes y dos de sus principales productores son Bolivia y Perú. Está considerada un pseudo cereal, aunque no pertenece a la familia de las gramímeas, porque en realidad se trata de una semilla, pero se utiliza como un cereal por su alto contenido en almidón. Por lo tanto es ideal para para dietas sin gluten y de adelgazamiento. Hay muchas variedades y esta que de hoy es la llamada Quinua Real blanca y procede de Bolivia. 

Además es muy rica en vitaminas B, C y E. Y  minerales como magnesio, fósforo, calcio y potasio entre otros, como también en ácidos grasos esenciales y fibra. Algo muy importante antes de cocinarla es lavarla tal como os indico en su preparación y no ponerla nunca en remojo, ya que está recubierta de un polvo llamado saponina y nos costaría muchísimo poderla retirar. 

Y vamos con la receta.


Ingredientes para 2 comensales:

Una taza mediana de quinua real, aproximadamente 120 gr.
El doble de agua o caldo vegetal.
300 gr. de maíz dulce cocido y escurrido.
La parte verde y tierna de tres cebolletas.
Cinco o seis rabanitos.
Brotes tiernos de albahaca.
Aproximadamente 50 gr. de tofu. *Opcional
Aceite de oliva virgen extra.
Vinagre de sidra u otro suave.
Ensalada al gusto para acompañar.


Preparación:

Ponemos la quinoa en un colador fino y la lavamos bajo el grifo de agua fría hasta que el agua del lavado salga clara, y la escurrimos bien. En la olla donde la vamos a cocer ponemos un chorrito de aceite de oliva y las tostamos a fuego bajo sin dejar de remover con cuidado para que no se nos quemen. 

Cuando ya tengan un bonito color tostado añadimos el caldo o agua, sazonamos ligeramente y dejamos cocer tapadas durante 12 ó 15 minutos sin removerlas más. Pasado ese tiempo nos quedarán cocidas, tiernas pero al dente, si las queremos más hechas las dejamos más tiempo. Las apartamos y si no se ha consumido todo el líquido las escurrimos y dejamos enfriar tapadas.


A continuación en un cuenco grande ponemos la quinua, los tallos de cebolleta pelados y picados no demasiado fino, el maíz dulce, los rabanitos bien lavados y cortados a nuestro gusto. Preparamos una vinagreta con sal, una pizca de pimienta blanca, el tofu bien chafado con un tenedor, aceite y vinagre al gusto, removemos sin batir, lo vertemos en el cuenco, espolvoreamos con unas hojitas de albahaca, mezclamos bien y dejamos reposar unos minutos en el frigorífico.


Montamos los platos poniendo en el fondo las lechugas, hierbas o brotes elegidos, a continuación la ensalada de quinua, lo decoramos con brotes de albahaca fresca y ya lo tenemos listo para disfrutar!!!

Espero que os guste!!!
Bon profit, buen provecho..!!!


1 comentario:

Bienvenidos a mi blog de recetas veganas y vegetarianas. Gracias por vuestras visitas y comentarios, si tenéis alguna duda, me podéis encontrar en https://www.facebook.com/Vegetariandovoy